Google+ Followers

domingo, 24 de noviembre de 2013

La estrella del viejo roble


















La estrella del viejo roble
Para ver un ejemplar de roble melojo, Quercus pyrenaica, con una copa amplia sin haber sido afeitado en esta latitudes por el hacha del hombre, hay que tener mucha suerte. En estas condiciones puede superar los 30 metros de altura. La hojas cuando nacen en primavera ofrecen un color rojo carmesí muy llamativo, y en otoño, cuando las miramos a través de los rayos del sol nos obsequian con una variada y bonita gama de colores que pasan por diferentes tonos de verde, amarillo, diferentes ocres anaranjados y rojizos que terminan siendo marrones. Todo un espectáculo digno de retener durante largo tiempo en la retina. 
Sus viejos troncos torulosos y sus grandes ramas sustentan las vellosas y lobuladas hojas marcescentes que, caerán cuando comiencen a salir las nuevas en la siguiente primavera.
Los ejemplares viejos, como el de esta imagen, tienen un valor añadido, son los testigos del tiempo y el ejemplo del bosque primigenio. ¡Una estrella los ilumina!  

Canon EOS 7D
Objetivo Canon 15-85 f/3,5-5,6L IS USM 
Velocidad 1/80 seg
F/11

martes, 19 de noviembre de 2013

¡Todo un vividor!


















¡Todo un vividor!
Lo podemos observar en cualquier lugar, ya sea en un jardín, en la montaña, en la campiña,... El carbonero común, Parus major, es un auténtico vividor, inquieto y muy polifacético que se alimenta de insectos y semillas. No repara en ningún peligro para conseguir lo que quiere. En invierno acude a comederos artificiales, en otoño los frutales y en general los caducifolios les atraen mucho por los numerosos insectos que aportan. En los parques observan a los niños que juegan y comen la merienda , si se cae algo, allí están ellos. 
Algunos ornitólogos dicen que en primavera , en plana época de reproducción, una pareja puede llegar a capturar más de 6.000 insectos en una nidada. En fin, estamos ante una verdadera joya de la depredación, incluso tiene mal carácter, agrediendo a todo aquel que se cruza en su camino, vamos que impone respeto el pajarito.
No he conseguido descifrar el por qué de su nombre ¿carbonero común?, tengo entendido que recibe varios nombres vernáculos según la zona en la que vive, quizás algunos de ellos tenga algo más que ver con él. 
Lo que no se puede negar es que es un auténtico vividor: la casa no le preocupa, elige cualquier ubicación para anidar, un agujero en una pared, debajo de una teja, una grieta de un árbol, una caja anidadera de las que abundan actualmente en los bosques, incluso lo he visto disputar un nido pendulante a un pájaro moscón. En la comida tampoco tiene problema e incluso se permite el lujo de tener mal carácter, ¡todo un personaje!
Aunque es muy abundante y común es un verdadero artista, colaborando y ayudándonos a combatir de forma natural las plagas de insectos.

Canon EOS 7D
Objetivo Canon EF 70-200 1:4 L USM
Velocidad 1/200 seg
F/10 Flash (AV) 

sábado, 16 de noviembre de 2013

La fuerza de las setas


















La fuerza de las setas
Es curioso observar cómo son capaces algunas setas de levantar la tierra, incluso he llegado a ver un boletus pinicola levantar una baldosa que habían tirado al borde de un pinar. Es frecuente que levanten acículas de pino, incluso pequeñas piñas y ramas secas, aún cuando se trata de setas como las que vemos en esta imagen. Las rúsulas suelen ser algo quebradizas, cuando las partimos con la mano se rompen como la tiza, no parece que pueda emerger con tanta fuerza, sin embargo ya vemos lo que ocurre con estos ejemplares, con sus sombreros en forma de embudo se llevan la tierra que encuentran a su paso con gran facilidad.
   
Canon EOS 7D
Objetivo Canon 180 f/3,5L Macro USM 
Velocidad 1/20 seg
F/11-Flash AV

jueves, 14 de noviembre de 2013

Miles de gotas con Newton


















Miles de gotas con Newton

Una simple hoja a primera hora de la mañana, cuando el sol se manifiesta en el horizonte, esas primeras luces horizontales que atraviesan miles de pequeñas gotas que se han depositado por el rocío en el anverso de una hoja. Ese pequeño mundo caótico desde el primer rayo que atraviesa esa primera gota, hasta el último que ha sido como  consecuencia de dejar pasar esa primera luz, nos advierte de la continua refracción que se produce. Es curioso el observar que, cuando entran los primeros rayos de sol a las primeras gotitas de agua se forma un rayo multicolor “arco iris”, pero cuando vuelve a incidir en la siguiente gota, parece que se convierte de nuevo en luz blanca, repitiéndose sucesivamente y de forma caótica el experimento de Isaac Newton, dando como resultado la imagen que vemos. Según el lugar que ocupa la gota, dentro de la pequeña profundidad de campo que se ha aplicado, obtenemos resultados distintos. En algunos lugares aparecen gotas multicolores, mientras que en otros vemos la luz blanca.
El efecto se observa mejor haciendo la imagen mayor, para esto basta con poner el puntero encima de la imagen y aplicarlo.

Canon EOS 7D
Objetivo Canon 180 f/3,5L Macro USM con anillo de extensión Canon EF12 II
Velocidad 1/200 seg
F/5,6

lunes, 11 de noviembre de 2013

¡Los monstruos del bosque!


















¡Los monstruos del bosque!
Los viejos bosques umbrosos de castaños, Castanea sativa, son sin duda lugares únicos, dignos de ser disfrutados en cada rincón. El otoño es mi época preferida para visitarlos, con sus hojas que tornan a colores que van desde diferentes tonos de verdes, amarillos y ocres, algunos muy rojizos. El paseo es agradable e interesante, hay numerosos pájaros que canturrean a nuestro alrededor, ardillas que buscan castañas, setas y muchos erizos que cubren el suelo, pero cuando me encuentro con ejemplares centenarios, que no han sido tocados por la mano del hombre y han crecido a su antojo, el lugar rezuma un aroma especial, son verdaderos "monstruos del bosque" que han pasado desapercibidos o bien han sido indultados. En alguna ocasión hemos podido comprobar la circunferencia de algún ejemplar que, hemos abrazado cinco personas y no llegábamos a juntar nuestras manos, ¡verdaderos colosos del tiempo!
Antiguamente su fruto era muy apreciado, utilizándose en numerosas recetas gastronómicas de la zona, no sólo como condimento, sino también era base importante de la alimentación del plato cocinado, había que llenar la "andorga" –estómago–, como decimos en mi tierra.
En la imagen que presento hoy, puedo asegurar que se trata de uno de los castaños más grandes de la Sierra de San Vicente, posiblemente su copa tenga un diámetros de más de 30 m, con ramas que van cediendo por su peso con el paso del tiempo.

Canon EOS 7D
Objetivo Canon 15-85 f/3,5-5,6L IS USM 
Velocidad 1/2 seg
F/22

martes, 5 de noviembre de 2013

¡Las gotitas que hacen magia!


















¡Las gotitas que hacen magia!
La tela de una araña suele ser casi invisible a la percepción del ojo humano, pero también lo es para muchos insectos mejor dotados visualmente que nosotros que, son atrapados en estas mortíferas espirales. La ciencia nos dice que es más resistente que un cable de acero del mismo grosor, por eso vemos en muchas ocasiones a insectos como libélulas que han sido atrapados en la trampa mortal que tiende la araña. También nos dice la ciencia que es más elástica, lo que se traduce que es capaz de absorber mejor el fuerte impacto de la libélula. En definitiva, creo que si fuésemos capaces de crear un material similar a la seda de la araña, el hombre podría realizar nuevos diseños arquitectónicos, nuevas naves espaciales para realizar más viajes a otros planetas, y quién sabe que más utilidades podría tener, es cuestión de tiempo.
En la fotografía, la magia de las gotitas de agua de rocío desenmascaran la trampa de la araña, avisando a las víctimas de su depredadora presencia.    
Canon EOS 7D
Objetivo Canon 180 f/3,5L Macro USM con anillo de extensión Canon EF12 II
Velocidad 1/200 seg
F/11-Flash AV

domingo, 3 de noviembre de 2013

Una hoja con patas


















Una hoja con patas
Hay más de 50.000 especies diferentes de chinches, la de la imagen es la chiche verde, Nezara viridula. Sabemos que las chinches son insectos que llegan a formar verdaderas plagas en la agricultura, ya que se alimentan de plantas mediante un pequeño tubo bucal que chupa la savia de las plantas. Tiene pocos depredadores, quizás por el mal olor que transmite cuando se siente amenazado o lo pisamos. Si lo vemos desde arriba parece un escudo de los que utilizaban como protección en las batallas medievales, pero sin embargo, en la imagen que propongo hoy con una vista desde abajo, podríamos decir que se parece más a una hoja de una planta con sus pequeñas nervaduras, a través de los que circula la savia.
Canon EOS 7D
Objetivo Canon 180 f/3,5L Macro USM con anillo de extensión Kenko DG 12,20,36 mm
Velocidad 1/13 seg
F/9-Flash AV