Google+ Followers

jueves, 23 de marzo de 2017

Del coloso aéreo al coloso de los anfibios



















El Sapo común (Bufo bufo) es fácil de identificar por su enorme tamaño, sobre todo en las hembras, su verrugosa piel y la pupila horizontal. La coloración varía del amarillo al pardo.
El tamaño, según decía antes, varía mucho de los machos (112 mm) a las hembras (180 mm), según describen Alfredo Salvador y Mario García París, en la Guía de Anfibios  Españoles. Editorial Canseco Editores S.L.
La subespecie ibérica que observamos en esta fotografía es  Bufo bufo spinosus, que es la que se encuentra en la mayor parte de la Península Ibérica.
En esta imagen, encontramos en plena reproducción a este bonito macho, rodeado de manzanilla de agua, propia de las zona húmedas donde estos Urodelos vuelven todos los años para cortejar y aparearse con las hembras.